LOS GUERRILLEROS

ESPERANZA DEL PUEBLO
Imagen de cubierta: LOS GUERRILLEROS
Price: 10,00€
Disponible
Libro de la Distribuidora: 
Editorial: 
Coleccion del libro: 
Idioma: 
Castellano
Número de páginas: 
144
Dimensiones: 150 cm × 100 cm × 0 cm
Fecha de publicación: 
Materia: 
ISBN: 
978-84-934696-0-3

Me decidí a escribir esta narración que contiene datos precisos, recogidos de documentos apreciables que yo me atrevo a definirlos como episodios de la heroica Historia de España; y esto es lo mejor de la narración que es en honor de la memoria. Sobre todo hablo de la guerrilla. La guerrilla es una guerra dura. Hay que derrotar al enemigo, pero también hay que castigar a los traidores y escarmentar a los tibios. Comienzo hablando de la Guerra de la Independencia, de la ocupación de España por las huestes de Napoleón, de la lucha que entabló el pueblo español, el bajo pueblo español, el de los campesinos y de los obreros para libera r España del fascismo, mejor dicho, del fascismo internacional, del imperialismo .

Julio Estellés Valero, nacido en Burjasot (Valencia), un lunes 10 de mayo de 1926. El más joven de siete hermanos, de familia humilde, su padre y sus ascendientes fueron herreros, de herramientas para los campesinos y albañiles.

La dominación de la oligarquía en España se tambaleó el 14 de Abril de 1931 cuando el pueblo español puso fin a su expresión política: la monarquía borbónica y reaccionaria de Alfonso XIII, el abuelo de Juan Carlos. Recuerdo muy bien la proclamación de la República, habitaba en Burjasot; el pueblo de Burjasot, como tantísimos de toda España, se lanzó a la calle con una inmensa alegría e ilusión, con gran número de banderas republicanas y numerosos mítines de respaldo a la República.

La Segunda Guerra Mundial no empezó realmente en agosto de 1939. En realidad comenzó en 1936, con la insurrección del general Franco contra la República española.

Por el año 1943 militaba en las Juventudes Socialistas Unificadas; me dedicaba a levantar células en mi pueblo, Burjasot, y pueblos vecinos, Moncada, Alfara, Godella; un punto de apoyo en Burjasot fue la fábrica de Hilaturas Navarro Cabedo. Por aquel tiempo fallece mi madre, y poco después es detenido y torturado mi hermano Antonio.

Poco después mis pasos fueron apoyar a los guerrilleros con frecuentes viajes al monte y ayudar en lo que podía a los presos.

En 1958 militaba en el P.C. La verdad que no me encontraba cómodo, pues sólo se desarrollaba alguna tarea de tipo sindical, crear CC.OO.

Fui delegado por la Asociación Obrera Asambleísta en el Comité de Empresa de la SALTUV (hoy EMT) durante ocho años.

En los primeros meses del año 1965 tomé contacto con el Partido Comunista de España (marxista-leninista), estando presente en la creación del FRAP a primeros de la década de los 70 en Valencia.

Stock Duque de Alba: 
2.00

Otros libros recomendados